Cómo Ayuda la Terapia Ocupacional con los Problemas de Motricidad Sensorial

Share This:
Share

Recientemente, un grupo de los principales terapeutas ocupacionales se reunió para proporcionar respuestas a preguntas comunes sobre los problemas sensoriales de los niños pequeños.

La terapia ocupacional es una profesión que se preocupa por la forma en que las personas realizan las actividades, y el término ocupación significa actividad, pero es el tipo de actividades que tienen significado y propósito en la vida de las personas, y en el caso de los niños son las cosas que necesitan y quieren hacer cotidianamente, incluyendo aprender a jugar con otros, comunicarse y ser parte de su familia.

El objetivo de la terapia es que el niño sea capaz de hacer las cosas que hacen los niños, para que puedan vestirse independientemente, que puedan disfrutar de una fiesta de cumpleaños, que puedan aprender a montar en bicicleta, que tengan amigos, que puedan aprender en el salón de clase, las tareas que necesitan para prender en el salón de clase.

Los terapeutas ocupacionales están bien capacitados en las evaluaciones de desarrollo, de modo que, cuando los niños muestran comportamientos de búsqueda sensorial o evitación sensorial que parecen estar fuera de la gama típica, es una buena razón para buscar una evaluación de terapia ocupacional.

Un niño puede tener miedo de que lo toquen o lo evita, o pueden no gustarle los sonidos. Un niño puede tener problemas para hacer cosas como poder mantener el equilibrio sobre un pie para patear un balón de fútbol, o puede tener problemas también para coordinar los dos lados de su cuerpo, de modo que acercar los
dos brazos para cortar con unas tijeras puede ser más difícil. A veces los niños tienen dificultades, la maestra les dice que vayan a su escritorio, que vamos a hacer una actividad de mesa, y puede ser muy difícil para ese niño entonces, poder navigar alrededor del salón, recordar antes de sentarse que debían haber sacado pluma y papel del pequeño cubículo, llevarlos a la mesa y luego sentarse; son todos los pasos y las secuencias en el orden correcto los que pueden ser abrumadores para un niño que tiene dificultades con esto.

Para los niños que acuden a una terapia ocupacional que utiliza un enfoque de integración sensorial, realmente tenemos casi a veces que frenar el mundo un poco, ¿sí?, y lo que creemos que estamos haciendo al permitir que el columpio se mueva un poco más lento es darles la oportunidad de atraparlo y equilibrarse, cuando en el mundo a su alrededor podrían simplemente caer del columpio. Configurar un entorno en el que el niño vaya aprendiendo de manera muy divertida sobre su cuerpo, su esquema corporal, cómo actuar sobre el medio ambiente y también cómo tener éxito y disfrutar tanto quedarse quieto como moverse y participar en el juego.

Entonces, uno de los beneficios de esta terapia es que se puede generalizar, así que aunque quizá los niños estén jugando en un trapecio y golpeando un objetivo, esas habilidades se generalizan después cuando el niño va al salón de clase o al patio y juega en las barras o copias del pizarrón.

Y la investigación indica que proporcionar estas experiencias sensoriales adicionales se relaciona con los cambios en el comportamiento y el desarrollo de las habilidades motoras y sociales, y el desarrollo emocional. Para los padres que buscan la evaluación de un terapeuta ocupacional que haga hincapié en la integración sensorial, hay algunas herramientas que deben preguntarle si está utilizando. Esas evaluaciones incluyen evaluaciones del desarrollo que indican si hay algún problema en un área específica del desarrollo tales como lenguaje, omunicación, habilidades de adaptación. La evaluación más común que se utiliza se llama Prueba de Praxis de Integración Sensorial, o SIPT, y es un grupo de pruebas que analizan muy de cerca todos los diferentes sistemas sensoriales y ayudan a que salga de algún modo dónde podrían estar las áreas de preocupación, y también ayudan a mostrar dónde están las áreas fuertes del niño. El objetivo de la terapia es lograr beneficios funcionales en la vida de cada niño. Esto se traduce en mejorar la confianza, la autoestima y la capacidad de jugar con otros compañeros. Éstas son las áreas en las que quieren destacar las familias. Cuanto antes empiece la terapia, más rápido se lograrán los beneficios; sin embargo, nunca es demasiado tarde.

 

Learn in Spanish how Occupational Therapy can help children with Sensory Integration issues